¿ME SEPARO O NO ME SEPARO?

CUANDO SEPARARTE ES EL CAMINO MÁS SANO

Lo más probable es que la mayoría de nosotrxs haya pasado alguna vez por alguna situación en la que a pesar de ser conscientes del poco futuro que tenía la relación, nos hemos quedado anclados mucho más tiempo del deseado en ese barco a la deriva.

Pero, ¿por qué alargar la decisión cuando podemos llegar a ahorrarnos grandes dosis de sufrimiento?

Hoy por hoy, por suerte, contamos con la posibilidad de separarnos de una manera normalizada y libre. Y es que, tal como expresan los expertos Campo y Linares en su libro de 2002:

“separarse no es un fracaso” (p.135)
“un divorcio oportuno es mejor que un matrimonio artificialmente sostenido” (p. 136).

¿CÓMO SABER CUÁNDO HA LLEGADO EL MOMENTO DE SEPARARSE?

Te vamos a ofrecer algunas pistas aportadas por los expertos en terapia de pareja, para saber si lo más saludable es seguir adelante o si por el contrario ha llegado el momento de separarse: 

1. Los “Cuatro Jinetes del Apocalipsis”

¿Conoces “los 4 Jinetes del Apocalipsis” que describió John Gottman? Él es un reconocido experto en relaciones de pareja a nivel internacional que descubrió que el desprecio y la indiferencia, en un baile continuo de ataque-defensa, hace pensar que la relación podría estar abocada a su fin. Si aún te quedan reservas de energía, puedes llegar a vencer estas dinámicas destructivas con ayuda terapéutica. Pero sino quizás es el momento de replantearte tu relación de pareja.

2. La historia de “nosotros”

¿Recuerdas cuando conociste a tu pareja? ¿Te acuerdas de los principios? ¿Te viene una sonrisa cuando piensas en ellos? Si no eres capaz de rescatar ni un ápice de luz en vuestra historia, lo más probable es que el matrimonio corra serio peligro.

3. Falta de deseo sexual

Si habéis llegado a ese punto en el que ya no hay ni discusiones pero has perdido totalmente el deseo sexual por tu pareja, estás ante otro signo de alarma. Quizás se ha convertido en un buen amigx, quizás hay necesidades que no has visto satisfechas en la relación desde hace años, quizás has cambiado y esta relación ya no encaja con tu vida…

Sea como sea, el sexo y la atracción son elementos esenciales de la pareja y cuando desaparecen hay una luz de alarma que se debe encender.

4. El triángulo del amor

El psicólogo Robert J. Sternberg ya nos lo explicaba en su Teoría triangular del amor. Para él, el amor completo necesita una combinación equilibrada de tres elementos: intimidad, compromiso y pasión.

Si en esta relación no podéis crear lo que necesitas o tu ideal de amor no encaja con el de tu pareja, es posible que no encuentres en esta relación lo que necesitas.

5. Incompatibilidad de proyectos de futuro esenciales

Campo y Linares (2002) nos alertan de la importancia de construir un futuro  compartido para que la pareja perdure en el tiempo y pueda consolidarse el compromiso inicial.

Si tus deseos más profundos (tu proyecto de vida, tu sueño personal) resultan del todo incompatibles con el mantenimiento de esta relación, quizá lo más justo para ambos sea decir adiós.

6. Existencia de Violencia

Si éstás viviendo una situación de maltrato por parte de tu pareja TU PRIORIDAD DEBE SER PROTEGERTE. Es hora de compartir lo que te sucede, de buscar orientación o ayuda profesional, de hacer una consulta con un abogado de confianza.

Es cierto que unas condiciones muy concretas, la terapia de pareja es una alternativa viable para trabajar en la relación. Pero no siempre es así. No te guardes lo que estás viviendo, compártelo y pide ayuda. Tanto para ti como para tus hijxs si los tienes.

¿Qué ganas y qué pierdes si te separas?

Si cuando piensas en dejar atrás esta relación te sientes especialmente liberadx, escucha esta señal de lo que realmente necesitas. Hay preguntas para las que solo tú tienes respuesta:

¿Qué es lo que realmente necesito para sentirme bien?
¿Podré encontrar en esta relación lo que quiero que forme parte de mi vida?
¿Tengo fuerzas para hacer cambios y luchar por la relación?
¿Nuestro problema tiene solución?
¿El miedo es lo que más me hace dudar aunque tenga claro que no quiero seguir?

Escúchate y trata de encontrar tus respuestas para salir de este bucle.

EN CONCLUSIÓN ¿ME SEPARO O NO ME SEPARO?

En conclusión te he hablado de los distintos factores que nos alertan de que una relación está en una situación muy crítica.

Seguramente te asusta enfrentarte a una separación, sufres por tus hijxs si los tienes, por la economía, por dónde vivirás, por tu familia… La decisión de romper requiere de mucha valentía y es evidente que invita a cierta dosis de incertidumbre a formar parte de tu vida..

Aún así, si este proceso se realiza de mutuo acuerdo y con cierta armonía (Campo y Linares, 2002), no sólo saldréis más airosos de la elaboración del duelo sino que dejaréis a vuestro paso menos víctimas secundarias (como los hijos).

Si te está costando tomar la decisión, busca orientación. Cuenta con nosotros para que podamos acompañarte en este momento de tu vida.

Patricia Maguet

Bibliografía:

Nuestra puntuación en eValor sello de confianza es 9.8/10 basado en 11 opiniones.

Abrir chat